Compartir

HONDURAS.- Repudiemos el desalojo violento realizado por los militares en la UNAH, exijamos la Libertad inmediata a todos los compañeros y compañeras detenidos!!

Repudiemos el desalojo violento realizado por los militares en la UNAH!

Libertad inmediata a todos los compañeros y compañeras detenidos!!

Como delincuentes, arropados en las sombras de la noche, pero armados hasta los dientes, a las 5 de la madrugada de hoy 8 de septiembre, tropas especiales de la Policía, Batallón de Cobras y agentes de la DPI, procedieron a tomar por asalto los edificios de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), que todavía se encontraban tomados por la las distintas organizaciones y corrientes organizada en el Movimiento de Estudiantes Universitarios (MEU)

El asalto ya se veía venir, pero tomó de sorpresa a los compañeros y compañeras que llevaban más de 80 días de lucha, soportando presiones de las autoridades y de los grandes medios de comunicación, aguantando hambre y desvelos. Como un operativo militar, lo primero que hicieron las tropas de asalto fue capturar a los principales dirigentes, entre los que se encuentran los siguientes compañeros: Yasser William Fuentes, Brenda Miralda, Fernando Ramírez, Pablo Madrid, Miguel Flores, Kenny Reyes, Dorian Turcios, Duncan Adonay Turcios,  Jorge López, José Jorge Cruz, Dorian Álvarez, Erick Geovanny Gómez,  Zuly Rodríguez, Suset Velázquez, José Jorge Chacón, y muchos otros más, quienes han sido trasladados al cuartel conocido como Core-7.

A pesar que la dirigencia del MEU ya había declarado su intención de entregar las instalaciones bajo ciertas condiciones mínimas, y que incluso ya habían sido entregados algunos centros regionales como en la UNAH- Valle de Sula y otros, las autoridades de la UNAH, encabezadas por Julieta Castellanos, procedieron a dar la orden de ingreso de los militares dentro de la UNAH, violentando la autonomía universitaria y reafirmando su voluntad totalitaria de imponer su salida humillando al movimiento estudiantil.

Condenamos enérgicamente la usurpación del recinto universitario por uniformados con armas, fieles representantes del aparato represivo del Estado de Honduras. Y además señalamos la incompetencia de Julieta Castellanos, la vice-rectora Belinda Flores, y demás equipo rectoral que le asiste, por haber entregado la autonomía universitaria en manos de estos asesinos armados, que otrora fueran torturadores de estudiantes.

Llamamos a todas las organizaciones políticas de izquierda, y aquellas que se reclaman democráticas, a todas las organizaciones estudiantiles de Centroamérica, a iniciar una campaña internacional de repudio al asalto a las instalaciones de la UNAH, exigiendo la liberación inmediata de todos los dirigentes estudiantiles detenidos. Solo la movilización y la solidaridad impedirá que Julieta Castellanos inicie procesos judiciales penales contra los compañeros y compañeras, con el objetivo de tener rehenes en momentos en que inicia la transición hacia el nombramiento de nuevas autoridades dentro de la UNAH. Una vez mas la burocracia universitaria no quiere la participación ni el ojo vigilante de las organizaciones estudiantiles independientes.

Centroamérica, 8 de septiembre del 2017

Secretariado Ejecutivo Centroamericano (SECA)

Partido Socialista Centroamericano (PSOCA)